Artículo / 16 Sep, 2019
Fomento a las capacidades: clave para impulsar acción climática a nivel regional

Noticias ONU Cambio Climático, 12 de septiembre de 2019 – En dos diferentes talleres interactivos que se llevaron a cabo durante las Semanas del Clima de América Latina y el Caribe, y Asia y el Pacífico, expertos regionales y nacionales, universidades y actores clave involucrados en la reducción de emisiones de efecto invernadero y en la creación de resiliencia, se reunieron con el fin de discutir y detectar ideas concretas e intercambiar experiencias sobre las formas de impulsar acción climática a nivel regional.

Dichas ideas comprendieron desde modelos de alerta temprana para prevenir la expansión del dengue en Asia, agravada a consecuencia del cambio climático, hasta programas de liderazgo para movilizar a la población a hacer frente al cambio climático en ciudades en Latinoamérica y el Caribe.

Los talleres fueron organizados por el Comité de París sobre el Fomento de la Capacidad (PCCB por sus siglas en inglés) junto con asociados e interlocutores relevantes en ambas regiones.

El Acuerdo de Paris reconoce el fomento a las capacidades como condición esencial para potenciar una coordinación sostenida y óptima, así como coherencia para facilitar que los gobiernos y partes interesadas puedan reducir emisiones y adaptarse al cambio climático.

En el informe publicado recientemente por la Comisión Mundial para la Adaptación se resalta cómo “gobiernos, organismos de desarrollo y el sector privado deben colaborar y fortalecer el conocimiento y las capacidades para gestionar los riesgos del clima (…) y el fomento a las capacidades de una forma coordinada, particularmente a nivel local, es necesario para transitar de una mejor base de conocimientos a las una mejor toma de decisiones”.

Como parte de los mensajes clave, los participantes del “Día del Fomento de Capacidades: Del Conocimiento a la Acción” en América Latina y el Caribe resaltaron la importancia de involucrar al sector privado desde el inicio del proceso de identificar las necesidades y brechas del fomento a las capacidades en la región. Dicha colaboración podría resultar en la creación conjunta de plataformas donde el gobierno, la academia y el sector privado interactúen, identifiquen y comprendan las necesidades y brechas del fomento a las capacidades en cada sector.

No obstante, para poder lograr dichos objetivos es necesario desarrollar un ejercicio de mapeo para identificar los programas de fomento a las capacidades que ya existen y que incluyen una colaboración evidente con el sector académico y universidades, y que al mismo tiempo contribuyan a alcanzar un impulso en el nivel de ambición y en la acción climática colectiva.

Como primera medida para llevar a cabo seguimiento a las discusiones en dicho evento, ONU Cambio Climático (CMNUCC) y el Centro Internacional de Investigaciones para el Desarrollo (IDRC por sus siglas en inglés) están actualmente en discusiones sobre la posibilidad de desarrollar de manera conjunta un mapeo de las intervenciones de actores del sector privado en las actividades de fomento a las capacidades hacia una acción climática más efectiva en América Latina y el Caribe.

En el evento organizado en la Semana del Clima de Asia y el Pacífico, los participantes reconocieron que las universidades e institutos de investigación en la región ya son fuertes centros de conocimiento que se encuentran desarrollando nuevos y relevantes descubrimientos científicos, conocimiento e información que puedan apoyar a los responsables de toma de decisiones para impulsar de una manera efectiva la acción climática e incrementar la ambición.

Sin embargo, los formuladores de políticas no tienen acceso sistemático a dicha información, o no cuentan con el conocimiento a fondo de cómo interpretar los datos proporcionados.

A este respecto, Mizan R. Khan, Director de Programas del Consorcio en Cambio Climático de Universidades de los Países Menos Adelantados (LUCCC por sus siglas) dijo: “Creo completamente que, si conoces el riesgo, no hay tal riesgo. Es por eso por lo que el conocimiento, como pilar primordial del fomento a las capacidades, es clave para impulsar la acción climática”.   

Con el objetivo de compartir prácticas óptimas y la experiencia adquirida, la Organización Meteorológica Mundial (OMM) compartió un proyecto sobre modelos científicos para la aplicación de servicios climáticos en materia de salud, el cual se benefició de la colaboración entre proveedores de información climática (académicos) y el sector encargado de la aplicación (agencia regional de salud) para obtener resultados reales y medibles.

Este fue el caso en Yakarta, Indonesia, donde académicos trabajaron junto con la Agencia Regional de Salud de Yakarta para desarrollar modelos de alerta temprana en materia de salud, en especial sobre brotes de dengue. Dicha Agencia Regional utilizó información sobre la predicción del dengue, y la circuló entre hospitales, agencias de salud e instalaciones de salud a nivel local.

En América Latina y el Caribe resaltó el caso compartido por la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales en Ecuador (FLACSO Ecuador), el cual trataba sobre el programa de liderazgo y cambio climático en ciudades, destinado a realzar las capacidades sociales y profesionales de jóvenes líderes emergentes en ciudades.

Durante ambos días del “Fomento de Capacidades: Del Conocimiento a la Acción”, participantes y expertos resaltaron la necesidad de explorar nuevas e innovadoras formas de dialogar con e incluir actores que no son los que usualmente se consideran durante el diseño y desarrollo de las iniciativas de fomento a las capacidades, como lo son los pueblos indígenas, jóvenes e investigadores en disciplinas como artes, humanidades y ciencias sociales.   

El programa de liderazgo compartido por FLACSO es un gran ejemplo del fortalecimiento y movilización, de una forma inclusiva, de las capacidades locales en materia de cambio climático.  

Los resultados y siguientes pasos de los “Días del Fomento de Capacidades: Del Conocimiento a la Acción” serán compartidos en la 2da Plataforma de Fomento a las Capacidades, auspiciada por el  Comité de París sobre el Fomento de la Capacidad en la Conferencia de la ONU sobre el Cambio Climático (COP25), que tendrá lugar en Chile en diciembre.

Como el PCCB procura tener un balance regional, se prevé que el mismo taller será organizado en la Semana del Clima de África en 2020. 

Mientras el régimen climático post-2020 se acerca cada vez más, cada vez es más evidente que construir un mundo inclusivo, de bajas emisiones de CO2 y resistente al cambio climático no podrá ser posible sin un fomento a las capacidades efectivo.